Logrando el equilibrio

02/05/2016

 

Reflexión:

Hoy me permito hacer una apologética (defensa de la fe) a favor del entendimiento adecuado de un concepto que ha hecho tanto daño a la humanidad.

 

El ser humano es tricotomita, es un espíritu que posee un alma  y vive en un cuerpo. La tricotomía es un concepto teológico, derivado de  Pablo, que consiste en la creencia en que el hombre está dividido en tres partes: cuerpo, alma y espíritu.

Que nos lo diga Pablo: " Y el Dios de paz os santifique por completo; a todo vuestro ser, espíritu, alma y cuerpo". 1 Tesalonicenses 5:23


- El cuerpo es la cobertura externa, la cáscara, el envolvente, lo más denso, lo más burdo, la parte visible en nosotros.


- El alma es la expresión de la personalidad. La voluntad, intelecto y emociones radican ahí. Por tanto los elementos que nos hacen humanos residen en el alma. Intelecto, pensamientos, ideales, amor, emoción, discernimiento, decisión, selección, etc. son experiencias del alma.


- Espíritu es el "YO" central e inmutable en nosotros, lo eterno, lo que no cambia. Toda comunicación de Dios con el hombre ocurre en el espíritu: a través de la mente. Consciencia e intuición son sus propias manifestaciones.

 

Sin embargo, somos en realidad UNO, y debemos pensarnos en unidad, porque no somos  nuestras partes, y esa es precisamente la razón más preponderante de nuestros sufrimientos.


Estamos y vivimos fragmentados y al no existir esa coherencia tripartita nos creemos cuerpos (lo sensorial) o mentes (lo intelectual)  o espiritual (como los muchísimas veces mal llamados "santos"). Y ninguno de los tres caminan necesariamente con Dios, porque no es negando ninguna de tus partes que te ganas el cielo ¡No puedes obviar ninguna!


Es más bien, encontrando un equilibrio, desde la totalidad ¡SI, LA TOTALIDAD! Ahí está la clave.

Y esa es mi defensa: que no debemos descuidar ninguno de nuestros tres componentes que son indivisibles, al menos hasta la muerte. Dios vive en el Espíritu, la personalidad en el alma (mente) y los sentidos en el cuerpo. Y lo necesitamos a  los tres.


Entonces debemos procurar:

 - Alimentar el cuerpo: con nutrientes, vitaminas y ejercicios.


- Alimentar el alma: con la buena lectura, teatro, cine, viajes, paseos y buena compañía.


- Alimentar el espíritu: esto puede ser congregándote en una iglesia  donde te sientas a gusto (¡la mía es Unity!), o practicando alguna disciplina de carácter espiritual o religioso; ora incesantemente y medita con regularidad.


Estas interacciones harán de ti una persona completa, íntegra, sin agrietamientos, sin fisuras; santidad a la manera de Jesús (comía, bebía y se juntaba con “pecadores”).


Es un hecho que el espíritu necesita un alma para manifestarse y que el alma necesita un cuerpo para expresarse. Entonces no niegues ninguna de tus partes, explórala sin temor y llévala a su mayor expresión. Sin llegar al hedonismo, pero tampoco a la flagelación (sadomasoquistas como muchos de los “santos”).


Veamos la recomendación del mismísimo Pablo: "¿No sabéis que sois templo de Dios, y que el espíritu de Dios mora en vosotros? Si alguno destruyese el templo de Dios, Dios le destruirá a él; porque el templo de Dios, el cual vosotros soy, Santo es". 1 Corintios 3:16-17

 

¡Bien clarito! Nuestro cuerpo y nuestra alma son templo de Dios y si lo destruimos, vendrán funestas consecuencias.

Y es que el alma se conecta al mundo espiritual a través del espíritu, y al mundo material a través del cuerpo. Nuestra alma es el puente que nos conecta con el reino del espíritu o el de la materia.


¿En qué reino baila y canta tu alma?



¡Dios les bendice!

Please reload

Entradas Destacadas

Seminario: Metafísica en la Biblia

May 9, 2019

1/10
Please reload

Entradas Recientes

November 11, 2019

October 23, 2019

October 29, 2018

October 22, 2018

October 15, 2018

October 8, 2018

October 1, 2018

September 24, 2018

Please reload

Mantente actualizado. Suscríbete a nuestro boletín semanal

© 2015 Rafael Inoa

  • Facebook - Black Circle
  • Twitter - Black Circle
  • Instagram - Black Circle
  • Google+ - Black Circle

Síguenos