¡ANNUS NOVUS!


Reflexión:

¡Feliz Año Nuevo!

Como sabemos un año es el tiempo que tarda nuestro planeta tierra en dar una vuelta completa orbitando alrededor del sol.

El hombre tiene apenas 8,000 años calculando el tiempo. Esto ha venido a constituir en excelente manera de organización y que probablemente tiene mucho que ver con el despegue y desarrollo de la civilización. Nos ha hecho la vida más llevadera, mas debemos recordar que este es un fenómeno astronómico, físico y sideral.


Ese baile, esa danza cortejando al astro sol de nuestra andariega tierra, no tiene nada que ver con el desenvolvimiento espiritual de las personas. El mundo del Espíritu es atemporal, sin tiempo ni medida.


El hombre ha creado calendarios como cuenta sistematizada del tiempo; hoy día utilizamos el calendario Gregoriano (1582), que vino a sustituir el calendario Juliano (desde el 46 a.c.) para corregir desfases e imperfecciones en la medida del tiempo.


Algo común para la fecha es celebrar y convidar buenos deseos como salud y prosperidad, intercambiar o dar regalos a la personas; herencia de las Saturnales romanas (fiestas paganas).


En cierto modo la mayoría de los individuos tienen motivos y razones para celebrar la llegada de un nuevo ciclo, mas este evento no es ni religioso ni espiritual, aunque conmemora el nacimiento de Jesús el Cristo.



Que sanen todas tus relaciones.

¡Dios les bendice!

Entradas Destacadas
Entradas Recientes
Mantente actualizado. Suscríbete a nuestro boletín semanal

© 2015 Rafael Inoa

Síguenos

  • Facebook - Black Circle
  • Twitter - Black Circle
  • Instagram - Black Circle
  • Google+ - Black Circle